Pedir cita en el centro de salud. ¡Fácil no, facilísimo!

pedir cita en el centro de salud con esta app

Me encanta cuando la tecnología nos facilita de verdad el día a día. Dommuss tiene precisamente esa filosofía. Ya os conté hace poco lo fácil que resultaban ahora todos los trámites de nacimiento cuando nos convertimos en papás (prácticamente TODO se puede hacer desde casa). Hoy os cuento cómo se puede pedir citas en el centro de salud con nuestros médicos de la seguridad social sin llamar, sin esperar colas y en el momento que lo necesitemos. ¿Cómo? Con una app, desde nuestro móvil.

Yo vivo en Madrid así que obviamente sólo conozco como usuaria la app de esta comunidad. Pero he estado investigando y he descubierto que existe también en Aragón, Canarias, Extremadura, La Rioja, Murcia y Comunidad Valenciana. Al final del post os dejo los enlaces.

Yo a parte de darme de alta a mi, he dado de alta a mis dos pequeñajos. De hecho, como os comentaba  es para ellos para los que más lo uso.

Estos meses de invierno para mi ha sido una gran alidada porque cuando los niños empezaban con la tos perruna el sábado pedía inmediatamente hora para el lunes a primera hora. O si parecía que estaban más o menos bien pero de repente les subía muchísimo la fiebre por la noche, me iba a la app y aunque fueran las 3:00 de la madrugada buscaba horas para el día siguiente.

Sigue leyendo

Fuentes de inspiración para los menús semanales

Todas las semanas organizo el menú semanal. Si sois usuarios de dommuss lo sabéis de sobra porque todos los viernes recibís en la home de vuestro espacio familiar el menú de la siguiente semana. Un menú fácil, sano y para toda la familia accesible para los dommuss PLUS.

Como os podréis imaginar, el sistema está ya muy perfeccionado. Algunos ya habréis leído los post con el método para planificar un menú semanal equilibrado.

Pero en la cocina, como en la vida, incorporar novedades hace el día a día mucho más atractivo. Una cosa es tener un método que nos ayude a simplificar y a asegurarnos de que diseñamos un menú saludable y otra cosa es estar como el día de la marmota comiendo siempre lo mismo. Porque nos podemos acabar aburriendo de la comida. Y es una pena aburrirse de algo tan placentero 🙂

Por eso, tengo algunas fuentes de inspiración para los menús semanales que me ayudan a ir nutriendo mis comidas y cenas con ideas y platos nuevos.

Sigue leyendo

Emergencia doméstica: 3 medidas para estar más preparado

emergencia doméstica

Mi pequeño garbancillo de la casa está aprendiendo a andar y tenemos que tener 1.000 ojos encima. Y la verdad es que no estamos muy acostumbrados. Su hermana es y era muy prudente. Para que os hagáis una idea, ni siquiera tuvimos que tapar los enchufes porque jamás le llamaron ni un poquito la atención. Creo que solo se pilló los dedos con un cajón una vez.

Pero este pequeñajo es un inquieto. Todo lo toca, todo lo abre y a todos sitios quiere llegar. Y en este proceso se está dando un montón de coscorrones.

El otro día uno de sus golpes no se quedó en un mero coscorrón. Tuvimos muy mala suerte y justo se cayó encima de una piececita de puzzle de estas de madera que se encajan en una base. Pues se clavó el palito que tiene para agarrarlas. Y no era como otros, más anchote y romo. Era delgado, puntiagudo y de plástico duro. Se lo clavó tal cual en la cabeza. Y se hizo la consecuente brecha, claro. Nuestra primera emergencia doméstica.

Sigue leyendo

Cómo hacer una buena lista de la compra, y así optimizar el proceso de la compra

una buena lista de la compra

Bueno, aquí estoy como todos los viernes planificando los menús de la semana que viene. Y siempre que planifico los menús, luego me pongo con la lista de la compra. Y en medio de esta tarea, de pronto he pensado “nunca he escrito sobre cómo hacer una buena lista de la compra”. Así que lo voy a hacer hoy.

Y seguramente no os voy a contar nada súper innovador pero espero que saquéis algún consejo práctico que os ayude en vuestra gestión familia. Por eso, me he lanzado a compartir con vosotros nuestro sistema por si os puede ayudar a mejorar o optimizar el vuestro.

Sigue leyendo

Dale una segunda vida a la ropa: regalar, donar, vender o reciclar ropa

Reciclar ropa

Seguimos con el cambio de armario. En el post de la semana pasada de cómo hacer el cambio de armario en dos tardes veíamos que lo primero era clasificar la ropa que íbamos a guardar entre la que íbamos mantener y la ropa que NO íbamos a mantener porque ya no está en buen estado, no me vale ya o porque simplemente por cualquier otra razón no me gusta y al final no me la pongo.

Cualquiera que sea el motivo, podemos darle otra vida a la ropa con la que no queremos contar. Poco a poco vamos desterrando la cultura de usar y tirar que no es nada cuidadosa con el medioambiente y francamente no tiene ningún sentido porque  fomenta que no apreciemos y cuidemos las cosas.

Según Intermon Oxfam, si damos una segunda vida a la ropa ayudamos muchísimos al medioambiente porque al reciclar ropa:

  • Reducimos la emisión de gases a la atmósfera: Porque al final, en el proceso de producción, se general gases de efecto invernadero, que como sabemos son los principales responsables del calentamiento global.
  • Disminuimos el vertido de aguas residuales: La producción textil, además, genera un alto volumen de aguas residuales, lo cual no sólo implica un mayor consumo del agua sino también el riesgo de contaminación.
  • Evitamos el cultivo excesivo de textiles y la producción desmedida de estos:
    Si compramos más y más ropa y si simplemente tiramos la que tenemos, fomentamos indirectamente el cultivo de materiales como el algodón, el lino o el cáñamo y, del mismo modo, el uso excesivo de los suelos.
  • Reducimos el uso de fertilizantes y sustancias químicas: Mucha de la ropa que compramos pasa por una serie de procesos antes de llegar a tus manos. En casi todos se han usado productos químicos y fertilizantes que, empleados en grandes cantidades, provocan un daño medioambiental serio.

Tenemos muchas alternativas para darle una segunda vida a nuestra ropa. Para la que está en buenas condiciones, regalarla, donarla o venderla. Para la que ya no está muy bien, reciclarla.

Sigue leyendo