Jugar con tu bebé

Todo un mundo de sensaciones

Jugar es divertidísimo, desestresante y maravilloso. Y una de las mejores cosas de tener hijos es poder volver a jugar, y no sólo un ratito, no; jugar intensamente. Yo ya me he quitado la vergüenza de encima y voy poniendo voces y caritas por la calle sin pudor 😉

Pero al principio, cuando tienes un bebé, te da la sensación de que es difícil jugar con ellos aunque seguramente sin saberlo, estarás constantemente haciéndolo. O eso me pasó a mí.

Sigue leyendo