Lactancia materna: sí, pero a qué coste…

lactancia materna

A estas alturas me atrevería a afirmar que no hay nadie de nuestro entorno que no conozca los beneficios de la lactancia materna.

Mamar es beneficiosa para el bebé porque la leche materna promueve el desarrollo sensorial y cognitivo y protege al bebé de enfermedades infecciosas y crónicas. También reduce la mortalidad infantil por enfermedades de la infancia, como la diarrea o la neumonía, y favorece un pronto restablecimiento en caso de enfermedad.

La lactancia natural también es beneficiosa para la madre ya que disminuye el riesgo de cáncer ovárico y mamario. Y no es sólo eso, dar el pecho refuerza el vínculo afectivo entre la madre y el niño. Si no resulta molesto, puede ser un acto íntimo y precioso.

Pero es que además amamantar a tu bebé es barato y ecológico. Podemos decir que respecto a la lactancia materna todo son ventajas.

Por eso en los últimos años se han llevado a cabo importantes campañas de concienciación al respecto.

Bebé comiéndose el puñito

El problema es que en muchos casos la concienciación sobre los beneficios está siendo desde mi punto de vista excesiva y está pasando a convertirse en presión social. Vamos, que parece que si no das el pecho a tu hijo, eres una madre insensible y malvada. Grietas y heridas, mastitis, frustración, peleas, ansiedad… hoy en día parece que nada justifica pasar al biberón.

Como digo, me da la sensación de que se está excediendo un poco el tema. Francamente creo que el gran porcentaje de las madres intentan dar el pecho a sus hijos. No sólo porque conocemos todas sus ventajas sino también porque es lo que te pide tu recién estrenado instinto de madre.

Por eso, también creo que cuando una madre no es capaz de amamantar a su hijo, inevitablemente y de forma irracional le surgen sentimientos de gran frustración y culpa.

Como estos sentimientos surgen de forma natural, no entiendo que haya que poner tanta presión sobre las madres porque lo único que se consigue es aumentar estas sensaciones negativas. Me parece importante y admirable la labor de la liga de la lactancia y demás organizaciones del estilo pero a veces es llamativo la falta de comprensión y corporativismo que tenemos unas mujeres con las otras.

Y es que en muchas ocasiones la lactancia materna no es tan fácil. El cansancio acumulado de las últimas semanas de embarazo y el postparto, un niño que no tiene tanto instinto de succión y no engancha bien o al contrario, que es como una especie de lima y te destroza, madres que tienen pezones planos o invertidos que lo hace más difícil, etc.

Como es tan beneficiosa, creo que merece la pena intentarlo pero también creo que en la balanza para el bebé es mejor alimentarse de bibe pero tener una madre con fuerzas, energías positivas y capaz de disfrutar con él que recibir leche materna a costa de luchas, frustaciones y ansiedades que se acaban transmitiendo al niño.

bebé bostezando

Yo estoy teniendo ambas experiencias. Empecé la lactancia con bastante facilidad y cuando ya estaba totalmente establecida me puse con anginas justo coincidiendo con un brote de lactancia. La debilidad y los antibióticos desembocaron en obstrucciones y empezó un círculo horroroso: leche con mal sabor, bebé con menos ganas de comer, menos leche, bebé hambriento e irritable, mamá nerviosa,…. y vuelta a empezar.

Esta semana he empezado con lactancia mixta (pecho y complemento de bibe cuando lenteja no se queda saciada). Espero poder recuperar la leche para poder seguir con lactancia exclusiva (lo de la lactancia mixta es lo peor de los dos mundos) pero si en una semana no consigo recuperar la normalidad y que todos podamos estar tranquilos, me pasaré a biberón para evitar a mi niña irritada y sin coger peso y sus padres frustrados y desesperados.

Me encantaría conocer vuestra opinión y vuestras experiencias. Lancancia: sí o no. Si es que sí, ¿a qué precio?.

Fuente: información sobre lactancia materna de la OMS.

12 pensamientos en “Lactancia materna: sí, pero a qué coste…

  1. Me gusta tu post, es muy real; muchas madres tienen todos esos problemas y tienen que escoger. Las madres aconsejadas por los pediatras saben lo que es mejor para sus bebès y no deberían sentirse culpables. Besos a las dos

    • Sí, Chelo… Tenemos que aprender a quitarnos el sentimiento de culpa y pensar realemente en cada caso que es lo mejor para el bebé. Un beso muy fuerte

  2. Rita,
    Rita,
    Como ya sabes, no podríamos estar más de acuerdo. Falta muchísima comparación de riesgo/beneficio a medio y largo plazo y la consideración de la salud mental en la ecuación.
    Y sobra mucha gente metiéndose donde no la llaman y opinando sin que nadie pregunte.
    Sin lugar a dudas, los beneficios de la lactancia materna frente a la leche de formula no compensan si el precio es una madre y su hija agotadas e irritadas.
    Un abrazo.

    • Hola Martina: Creo que resumes mejor que yo en el post lo que hay que poner a los dos lados de la balanza a la hora de tomar la decisión respecto a la lactancia materna.
      En cuanto a la gente que opina… parece que entre las mujeres hay un poco de como yo lo sufrí, tú también. Deberíamos preguntarnos por qué.

  3. Hola Rita,

    Yo estoy embarazada de 30 semanas y aun no tengo claro si dar pecho o no, creo que es una decision muy personal y estoy valorando los pros y los contras pero hay algo que me fastidia mucho y que me ha pasado más de lo que me gustaria, cada vez que hablo con alguien del tema y digo que estoy valorando dar o no el pecho todas ( y digo todas porque han sido todas mujeres) me miran con cara de estas loca o cara de decir ” eres una mala madre” y creo que no debemos juzgar a nadie por si quiere o no dar el pecho. El problema es que me pasa con ginecologas, matronas, pediatras o con la vecina de quinto y ya estoy un pelin harta porque no por dar bibe voy a querer menos a mi hija.

    • Hola Laura: Efectivamente es una decisión muy personal. Está comprobado que la lactancia tiene muchos beneficios para el niño pero cada uno tiene sus circunstancias y tiene que valorar si le va a resultar posible, fácil, etc. Salvo casos raros, cada madre hará lo que considere que es mejor para su hijo y no hay por qué tener que dar explicaciones constantemente al respecto. Está claro que es un tema tan sensible que todas nos sentimos un poco cuestionadas. Lo digo porque mucha gente al hilo del post también me han comentado que han sentido lo mismo pero desde el punto de vista contrario (sentirse un bicho raro por dar el pecho a sus hijos). Lo importante es tomar una decisión informada y hacer lo que uno considere mejor en sus circunstancias sin darle mucha importancia a lo demás.

  4. Tengo un bebé de dos meses y le he dado sólo lactancia materna hasta hace una semana que se queda con hambre, con el sacaleches no me sale nada y he empezado a darle leche de fórmula… Pues bien, me he metido en foros para ver que leche es mejor e informarme de si puedo hacer algo para volver a producir leche y me siento la peor madre del mundo ya que la mayoria de los comentarios son bastante críticos hacia las mamis que dan fórmula a sus hijos, no me he atrevido a ir a la matrona para contarla mi problema por miedo a que me mire mal por querer retirarle el pecho. Desde el principio utilicé pezoneras porque tenia pezones planos y al final pude quitármelas, he tenido dolores y he llorado dando el pecho, lo he intentado y cuando ya no puedo hacer nada más me encuentro con esta presión social. Vergonzoso. Lactancia materna si, pero no a cualquier precio.

    • Hola María: Pues te está pasando algo parecido que a mi. Mi bebé también tiene 2 meses y como estuve con fiebre y antibióticos me ha bajado bastante la cantidad de leche. Llevaba un par de semanas llorando mucho y resulta que se quedaba la pobre muerta de hambre. Yo he empezado a incluirle un suplemento cada tres tomas para que no pase hambre y mientras me saco leche para ver si vuelvo a tener más cantidad. La leche que a mi me han recomendado es Lan de Netslé, que se vende en farmacias. Pero hoy en día la mayoría de las leches están bien. También puedes comprar Nutribén que es más barata y se vende en súpers. Espero que te ayude. Saludos!!!

  5. Estoy 200% de acuerdo con l post. Tengo un bbito de 5 semanas y desd el hospital estamos con mixta.
    Realmente es desesperante… pm gustaria darle LM ecclusiva… xo tardo mucho en subirme la leche (y aun no reboso) y el peque estaba justo de glucosa y a pesar de nacer con 4.060kg, perdio mucho peso y le ha costado recuperar.
    Hay muchos dias en los q se desespera y se pelea con l pecho y pienso: se acabo!! Y al dia siguiente se coge genial y pasamos un dia estupendo…
    En fin, seguiremos intentandolo!!!
    Saludos

    • Hola Marta: Muchas gracias por tus cariñosas palabras. Sí en muchos casos hay épocas de la lactancia que se hace más cuesta arriba. Sobre todo cuando acabas haciendo todo lo posible y el bebé sigue peleándose con el pecho… Puede ser que le sepa un poco más rara la leche, o que esté con un brote de crecimiento y se pelee para ver si saca más. Yo creo que es importante mucha paciencia y calma y estar muy atento sobre todo a que siga ganando peso. Para eso, lo mejor llevarle al pediatra y que él/ella valore si está sano. Eso es lo importante.
      ¡¡Mucho ánimo!!! Un saludo.

  6. Rita,
    Yo tengo un bebé de 7 semanas y lo pasé fatal con la lactancia. Me salieron unas grietas horribles, supuraban pus, sangraban, la niña vomitaba sangre… espantoso. Estuve a punto de dejarlo y me dí una semana de margen. Lo que hice fue pensar “antes de dejarlo, voy a quemar los cartuchos” y fui primero a una asesora de lactancia de mi centro de salud y luego a una asesora privada (IBCLC, que es como el máximo título en lactancia materna) y la verdad que he mejorado mucho!!! Lo digo por si tu quieres quemar cartuchos antes de dejarlo. Yo me alegro porque además del alimento el pecho es el gran consuelo de la niña, le quita casi todos los llantos

    Aun así hay dias muy malos, se pelea con el pecho y hace unas 10 tomas… una esclavitud jejeje.

    A mi la pediatra me dijo dos cosas muy esclarecedoras:
    – Absolutamente cero culpabilidad por el biberón. La lactancia es lo mejor pero es más importante una madre en sus cabales
    – Los pediatras no saben mucho de lactancia (solo que es mejor que la fórmula) así que ante dudas de como aumentar producción, etc… hablar con la asesora o con la matrona

    Espero que te haya ayudado. Suerte!!!

    • Hola Laura: Muchas gracias por los consejos. Me parecen todos súper razonables y acertados, la verdad. Te diré que a mí me ha pasado algo parecido. Después de un par de semanas complicadas -aunque no tan horribles como lo que tú cuentas- me di una semana para dedicarme a intentar mejorar la situación.

      Por eso la semana pasada le di durante 4 días bibes para complementar y evitar el hambre atroz que tenía y mientras me sacaba leche después de cada toma (sobre todo del pecho que más rechazaba) para fomentar la producción. Eso ha hecho que se corte el círculo vicioso, que la niña estuviera más tranquila y que poco a poco fuera cogiendo de nuevo el pecho sin montar dramas. A día de hoy estamos de vuelta a lactancia materna exclusiva. A ver si dura!!

      Muchas gracias de nuevo y espero que tu bebé crezca sano y contento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *